El Día del Libro (del 22 al 28 de abril)


El Día del Libro de este año dura casi una semana. Qué le vamos a hacer.

Aunque no tenéis todavía muchos años, ya vais dándoos cuenta de que es este país somos muy de celebrar la muerte un artista y menos su vida, y que el Día del Libro es el 23 de abril porque en esa fecha del año de gracia de 1616 fallecieron los dos ingenios más altos de la literatura de todos los tiempos, y tal, a saber: W. Shakespeare y, por supuesto, Miguel de Cervantes Saavedra.

cervantes-shakespeareBueno, en realidad no fue así. Cervantes murió el 23 de abril y Shakespeare el 3 de mayo, como recoge Astrana Martín, uno de los estudiosos de la vida de aquel, diez días después, por tanto. El suceso es un poco raro, pero tampoco imposible de entender: supongo que recordaréis que en España se adoptó el calendario gregoriano desde 1582, con sus correcciones y todo. En cambio, como los ingleses son muy suyos, o lo eran, por lo menos, mantuvieron el calendario juliano hasta el siglo XVIII, razón por la que el desfase de más de una semana dio lugar a esta feliz coincidencia que desde la confusión cometida por el primer comentarista del inglés, John Bowle, se ha consagrado en celebración del libro en todo el mundo conocido y en parte del que nos resta por conocer.

cervantes

Este es y no es Cervantes

Por tanto, no murieron el mismo día, pero sí el 23 de abril de 1616. En su 23 de abril respectivo.

Ahora, no queráis saber por qué no celebramos entonces el nacimiento. ¡Uf!

Pues bien, para conmemorar este cuarto centenario se han llevado a las tablas varias obras de Shakespeare: He tenido ocasión de ir a ver la versión de Yolanda Pallín de El mercader de Venecia. Siempre me pasa algo con las adaptaciones de esta autora. Ya comenté que no me entusiasmó su Otelo, y me ha pasado lo mismo con El mercader, a pesar de que me encanta Arturo Querejeta (que también hizo un magistral Yago en Otelo, por cierto). El procedimiento de agrupar o solapar escenas, de eliminar personajes superfluos y demás por el que sintetiza las obras, me parece magnífico, pero el retrato del mercader debe ser más prolijo pues ha de repugnar al espectador. Nunca lo logra. Y sin eso, la representación no funciona porque resulta imposible identificarse con los demás personajes que tan duramente se despachan con él. No pude asistir, aunque tenía entradas, a El sueño de una noche de verano, obra que nunca he visto sobre las tablas y que con tantas ganas me ha dejado otra vez. En cambio, he podido presenciar que han compartido escenario en el maravilloso Teatro de la Comedia los dos dramaturgos.

teatro-comedia

Teatro de la Comedia, sede de la Compañía Nacional de Teatro Clásico

Del inglés, vi allí Hamlet. La versión de Miguel del Arco, con incorporar muchos elementos de teatro moderno y de nuestra realidad cotidiana, es muy próxima al texto original, lo que me parece un mérito. Quizá debió meter algo de tijera (la representación duró dos horas y cuarenta minutos, demasiado para nuestro vertiginoso ritmo de vida), pero logró devolver a Hamlet, al personaje, el humor que como enajenado transmitiera en su momento. La obra me gustó, aunque la interpretación de los actores me pareció desigual, quizá porque el contraste entre los muy buenos, casi todos (Israel Elejalde, José Luis Martínez, Daniel Freire…), y la actriz Ángela Cremonte, que ejercía de Ofelia, dejaba ver un abismo insalvable. La disparatada escena en que Ofelia, que ha perdido la razón a la muerte de Polonio, canta y baila, me resultó difícil de soportar, pero hubo quien no pudo y se borró de su asiento después del reguetón, aunque, para ser sincero, no me gustó su forma de actuar desde la primera frase que pronunció. En fin.

Otra cosa son las maravillosas adaptaciones de los textos cervantinos que hace Ron Lalá, con Álvaro Tato a la cabeza. Aunque mi favorita sigue siendo En un lugar del QuijoteCervantina vuelve a rayar a gran altura, transmitiendo el virus que da título al espectáculo por toda la platea, a quien no lo padeciera ya. La obra, llena de humor, a veces grueso, a veces delicado, propone fragmentos de novelas ejemplares y del teatro del alcalaíno, como “El celoso extremeño” y “El viejo celoso” (las del humor grueso), “El hospital de los podridos” (entremés atribuido a Cervantes que yo no conocía y dio mucho juego), “La gitanilla”, etcétera, pero también Don Quijote, Persiles, y qué sé yo. Humor, música, Cervantes y buen ingenio no pueden fallar. Pongo algunas imágenes tomadas del muro de Facebook de Álvaro Tato.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

No hay vacuna ni aspirina, que cure la cervantina

Por eso, lo mejor es refrescar la memoria con un vídeo de su actuación.

Pues bien, aparte de cantar esta bonita canción a todas horas, durante la semana vamos a ofrecer nuestro propio espectáculo a los compañeros:

  • RECITAL DE POESÍA (semana del 25-29 de abril)
  • LECTURA DE MICRORRELATOS (semana del 25-29 de abril)
  • QUIJOTEAMOS CON PRIMARIA (22 de abril)
  • BOOKTUBERS. Presentación de la actividad (semana del 25-29 de abril)
  • ENCUENTRO CON PABLO LÓPEZ (5 de mayo)

 

P. S.: He puesto alguna vez algo de Shakespeare en Tranquilación: Un poquito de Shakespeare. De Cervantes, he puesto bastante más. Y lo que queda.

Esta entrada fue publicada en 1ºESO, Actividades, Actividades complementarias, Actividades extraescolares, Literatura, Teatro y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a El Día del Libro (del 22 al 28 de abril)

  1. El delegado. dijo:

    Y es que pienso que ha sido cosa del destino que me haya acordado hoy sobre Tranquilación y que haya salido este post sobre el día del libro y nuestros amigos Shakespeare y Cervantes. Que por cierto, te ha faltado mencionar ( o no he leido) que en Alcalá de Henares tenía una casita y que en dicha ciudad se celebra una semana literaria chula chula. Hay bastantes actividades que hacer. te recomiendo pasarte por alli😉
    A ver si me leo de una vez Sueño de una noche de verano…
    Un saludo de tu viejo alumno. Jorge

    • ernestoprofe dijo:

      Querido Jorge:
      Gracias por seguir pasando por aquí. El año pasado fui a tu Alcalá con chicos de Móstoles para que disfrutaran de la casa de Cervantes, para que vieran la partida de bautismo y para que conocieran esa preciosidad de ciudad que tenéis.
      No dejes de pasarte por el blog, y hazme saber de ti. No han pasado muchos días desde que una compañera tuya participó y, como a ella, te digo que siempre hace ilusión.
      Un fuerte abrazo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s