Coincidencias literarias


Siempre os doy el tostón con que las obras literarias responden al contexto cultural en que se gestan. No quiero ser pesado, pero para rematar el tema de los microrrelatos, me queda una reflexión pendiente.

La Postmodernidad, hija de la Física cuántica y recelosa de su incompatible coexistencia con la Relatividad de Einstein, ante su imposibilidad de admitir los grandes relatos (fundacionales, explicativos) por la sensación de carencia subsiguiente, ha promovido la fragmentación de la realidad. No es ya que todo dependa del punto de vista del observador; es que la observación misma determina la realidad. Consecuencia de ello es la novela Tajos, de Courtoisie, por ejemplo, puro ejercicio de zapping literario, pero también la profusión de géneros de lo efímero, que por eso mismo giran alrededor de la esencialidad, en un afán de sujetar lo perecedero del instante de la lectura mínima que ofrecen. De ahí que no me quepa duda de que  el microrrelato hunde sus raíces en la poesía, tanto como en el cuento. Si queréis algunos ejemplos, podéis leer un libro de Lorenzo Oliván, El mundo hecho pedazos, título ambiguo (anfibológico, en realidad) que se refiere tanto a la visión pesimista que subyace a las bromas superficiales del autor como  a la disposición de unos textos a caballo entre la lírica y la narrativa. Ahí podéis encontrar, por ejemplo,

  • Las bombillas se matan de un disparo mudo cuando comprenden que sus estambres no polinizarán jamás a otras bombillas.
  • Todo tiene un precio en la vida y, por eso, el no tener dinero en ella se paga demasiado caro.
  • La vida es un cuento atípico en el que su (sic) final no da sentido a todo lo anterior, sino que hace que todo lo anterior no tenga ningún sentido.
  • La conciencia es un árbitro que, como todos los árbitros, arbitra mal, porque no ve, o no quiere ver, la mayoría de nuestras jugadas.
  • De novios no discutían por nada. Se casaron y ahora es por nada por lo que más discuten.
  • No comulgo demasiado con los demás hombres porque he recibido de ellos demasiadas hostias.
  • La Justicia no es que sea ciega, es que siempre hace con los mismos la vista gorda.
  • La democracia, el estado de las apariencias, ha enseñado a los políticos a saber estar, no a saber ser.
  • No entiendo por qué se dice hipocresía y no hipercresía. Debe de ser tan sólo una hipocresía más.
  • ¿He de dudar absolutamente de todo en esta vida sin sentido?
  • La abogacía se ejerce siempre en imperfecto.
  • El problema es que todos queremos triunfar en la vida yendo por el mismo atajo y terminamos, por eso, a tajazo limpio.
  • Las raíces de los árboles son los nervios con más calma del mundo.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Pero no era esta la única elucubración de chichinabo que quería escribiros: A veces, el cruce entre poesía y microrrelato va mucho, pero mucho más lejos, y se instala en las mismas fronteras del plagio. Juzgad vosotros mismos:

Os he leído un microrrelato de Ana María Shua (2009), que dice:

  • ¡Huyamos, los cazadores de letras est´n aqu´!

Un poeta más o menos de mi edad (un viejete en ciernes), llamado Álvaro Tato, publicó en 2000 un poemario que le valió el Premio de Arte Joven de la Comunidad de Madrid, cuyo título era Hexateuco (jugaba con el referente bíblico: los cinco primeros libros se conocen en conjunto como Pentateuco). Contiene el poema “Un leproso”; espero copiar bien esta locura:

Vi o fue a de l s t  ndas,

con v sti ur  rasg  as,

n car e  iva.

M  pu za e  la d l sue o,

lo mudab  q e  e pisa.

Ll man im  ra a la p  l

de l se pi  te.

Lá me po  ue regr  e

a  a pl ga d   u cult

y  a é, que hiz  la l  ra,

m  rec  ja e  m  rte dign..

¡I  un o! ¡ nm  d !

Como veis, el procedimiento es el mismo. No acaban ahí las proximidades: Con la intención de hacer cuentos cada vez más vacíos, se intenta localizar títulos que permitan comunicar lo mínimo. Os he puesto varios casos de microrrelatos que duran en el mejor de los casos, un suspiro, y que cuentan como mucho con su sonoridad. Al ingenio de Juan Pedro Aparicio (2006) se debe el cuento “Luis XIV”. Su texto es: Yo; en la misma dirección, llevado al extremo, encontramos el microrrelato “El fantasma”, de Guillermo Samperio (1990), que deja la página curiosamente en blanco. Pues bien, Álvaro Tato, en el libro antes mencionado, propuso el poema “Mudo”, dejando tambien la página en blanco.

Estos lances me recuerdan la conocida página en negro con que Sterne expresa y manifiesta al lector los pensamientos de Yorick, uno de los personajes de su Tristram Shandy (novela del siglo XVIII, por cierto) que, por si no bastase, homenajea Cabrera Infante colocando otra del mismo jaez en su famosísima novela Tres tristes tigres. Puestos a abundar en el tema, descubrió el Mediterráneo Juan Manuel de Prada en su librezuelo Coños, al definir el “Coño en el túnel” exactamente por los mismos medios tipográficos, es decir, con una página en negro.

¿Es que ya está todo escrito? Pues aquí llego con mi hallazgo:


Anuncios
Esta entrada fue publicada en 1ºBACH, 3ºESO, Literatura y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

5 respuestas a Coincidencias literarias

  1. Pingback: En un lugar del Quijote y otras obras | Tranquilación

  2. Pingback: Harder, Better, Faster, Stronger… y otras semejanzas en el mundo | Tranquilación

  3. Pingback: Nuevas viejas formas poéticas y narrativas | Tranquilación

  4. Me encanta eso de “Las raíces de los árboles son los nervios con más calma del mundo.

  5. Landa dijo:

    Con la boca abierta y los dientes secos me he quedado al leerlo. Qué interesante, profe. A mí me da por encontrar plagios faciales o musicales. Tiene gracia, pero ningún mérito.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s